Gastos hormiga: Una fuga en el bolsillo

Fotografía: Archivo

¿Te cuesta mucho estirar tu dinero hasta fin de mes? Puede que este problema se centre en las pequeñas cantidades de dinero que gastas, pensando que son insignificantes para tus finanzas, pero que sin darte cuenta, te terminan afectando. Gastos hormiga es el nombre que reciben pequeñas cantidades de dinero que gastas, que sin preverlo, afectan de manera importante el manejo tus finanzas.

¿Qué son los gastos hormiga?

Los gastos hormigas son esas pequeñas cantidades de dinero que gastamos, incluso a diario, y que no tenemos contemplado en nuestro presupuesto (aun si este lo llevas estimado mensualmente). Desde botellas de agua, latas de refresco o el café de la mañana, hasta las propinas que das en una cena. Si se realiza el ejercicio de sumar todas esas pequeñas erogaciones de dinero y se trasladan a períodos de tiempo más  largos, podrán evidenciar que se ha gastado una gran cantidad de dinero y que se pudo haber establecido un buen ahorro con ese dinero.

Por ejemplo, presupuestamos una salida a la semana de 40$ para salir a comer. Te has mantenido dentro del presupuesto pero, no consideraste el 10% de la propina, aproximadamente 16$ mensuales. Asimismo, todas las mañanas te tomas un café antes del trabajo, crees que no es gran cosa, solo son 2$, un total de 40$ al mes. Además, siempre que sales, olvidas llevar tu agua, pero no es gran cosa, compras una botella cuando se te olvida, especialmente al ir al gimnasio, suelen ser 15$ al mes.

Gastos hormiga mensual: 71$ / Gastos hormiga anual: 854$

¿Cómo disminuirlos?

Para poder disminuir los gastos hormigas, se debe pensar en aquellas cosas que consideran necesarias para su satisfacción personal y aquellas que no. La clave se centra en ordenar las finanzas y ajustar los hábitos de consumo para tener lo que necesita y destinar una parte de sus ingresos para ahorrar. A continuación presentamos algunos tips que te pueden ayudar a disminuirlos:

  • Analizando los gastos.
  • Eliminando los gastos incensarios.
  • Realizando un presupuesto acorde a la realidad.
  • Evitando realizar compras por impulso.
  • Teniendo cuidado con las tarjetas de crédito.

Te has preguntado ¿Qué cosas harías con todo es dinero que ahorrarías al detectar tus gastos hormiga? Con todo ese dinero que has ahorrado podrías darte algunos lujes de vez en cuando, y sobre todo, lograr importantes metas como pagar tus estudios, comprar una casa o irte de vacaciones a tu lugar soñado.


ProEconomía es una organización independiente que ofrece análisis disponibles para todos gracias a las contribuciones de nuestros lectores.