Creación de la idea de negocio

Imagen: Shutterstock

En el artículo anterior, ¿Realmente tengo un emprendimiento?, destacamos las características para un buen emprendimiento, 1- Tener una idea innovadora, 2- Una propuesta de valor diferenciadora y 3- Una idea escalable; para alcanzar estas tres características, vamos a iniciar un proceso guía que les permitirá desarrollar esa idea de negocio a través de una metodología personal que he diseñado para la creación de Modelos de Negocio, esta metodología lleva por nombre CEO y te permite ser más dinámico adaptándose a la etapa en la que se encuentra tu negocio, a diferencia del Mobius Canvas que solo te acompaña hasta la fase inicial.

En esta oportunidad vamos a desarrollarnos con la Fase 1- Creación y Planificación de Negocios, precisamente adaptada para el inicio del emprendimiento. Cada fase de la metodología se rige por 3 módulos, Creación, Evaluación y Oportunidades, en este articuló vamos a trabajar el primer módulo de Creación, en el cual se trabajan con herramientas internas que te permite investigar acerca de las ideas y estructurarlas.

Módulo 1 – Creación

Idea

¿Qué producto o servicio vas a ofrecer?, esta es la primera pregunta que debes responder lo mas básico que tienes en tu mente, para aterrizarlo y luego transformarlo, en esta etapa debemos hacer una divergencia de idea, sobre todo cuando no hemos definido completamente que vamos a hacer, es bueno escribir todas esas ideas para luego hacer un estudio del entorno, que nos permitirá dar soluciones creativas a los problemas.

Una vez definida la idea de negocio sobre la que se estructurará la empresa, y antes de entrar en el análisis pormenorizado de la misma y la elaboración del Plan de Empresa, conviene que se planteen algunas preguntas como: ¿Se trata de una idea realista?, ¿Es viable?, ¿Es viable desde el punto de vista económico?, ¿Se está en condiciones de poder desarrollarla?

Luego de tener tus ideas más claras, debes hacer una lista de tributos, donde en el primer paso, analizas el concepto original de la idea seleccionada, luego sus principales atributos (positivos o negativos) para ser cuestionados individualmente; posteriormente seleccionamos los mejores atributos con los cuales vamos a trabajar, si son positivos son elementos que vamos a destacar en nuestro proyecto, si son negativos son elementos de ese concepto básico de negocio que debemos mejorar y cambiar en nuestro proyecto. Por ejemplo: en los procesos de seguimiento al cliente, los procesos son muy lentos en la respuesta, en mi proyecto voy a corregir ese tributo negativo.

Cliente

¿A quién le venderás?, para responder esta pregunta debes trazar el perfil del cliente con el análisis de mercado y para ello debes saber ¿Qué estas creando y para quién?, ¿Qué necesidad satisface o que problema resuelve?, esto te permitirá ponerte en la posición del cliente al que quieres llegar y determinar todas sus características importantes, que te permitirán mapear un patrón conductual estándar para direccionar de una mejor manera tu proyecto a través de una estrategia clara, para eso debes saber ¿Como es el cliente?, ¿Qué hace el cliente? y ¿Qué le Gusta al cliente?

Recursos

¿Qué recursos posees?, ¿Qué recursos necesitas?, en un emprendimiento siempre es importante saber nuestra posición y determinar cuál es la meta, ¿Qué tengo y que necesito? Es una visión mucho más fácil para determinar todos los elementos necesarios en el desarrollo de la idea, para ello debes saber cuáles son tus recursos, destacando que existen recursos financieros, físicos, intelectuales y humanos, de acuerdo con tu proyecto debes tener muy determinado los elementos que necesitas para un buen desarrollo del emprendimiento.

Esto también debemos definirlos a nivel personal con el rol que vamos a tener dentro del emprendimiento, si por ejemplo mi carrera va orientada a Recursos Humanos, y no poseo habilidades de manejo de marketing, no voy a determinar que yo soy el recurso humano más idóneo para manejar la publicidad y la línea gráfica; Si bien en cierto que los emprendedores cuando iniciamos debemos hacer muchas actividades que a veces desconocíamos y que debemos desarrollar muchas habilidades y obtener grandes conocimientos para reducir costos, lo cual es muy válido, pero con esto determinas el nivel en el que estas para que primero reconozcas todo lo que necesitas para manejar bien ese rol que necesitas desempeñar y segundo ya tienes determinado que una vez aumenten tus ingresos puedas delegar esas funciones necesarias para seguir creciendo.

En esta etapa les sugiero usar FODA y DAFO, pero de la manera correcta, primero determina a nivel interno cuáles son tus fortalezas y debilidades y a nivel externo cuales son las oportunidades y amenazas del entorno. Una vez tengas esto establecido, debes cumplir lo de matriz al hacer la combinación de los diferentes elementos para crear estrategias indicando como vas a aprovechar mejor esas características similares. Por ejemplo, tomas una característica de tus debilidades que tenga relación con las oportunidades del entorno y creas una estrategia de desarrollo para aplicarla en tu emprendimiento.

En nuestro próximo articuló vamos a evaluar lo que desarrolles con esta información. Recuerda que no se trata de leer y ver las herramientas solamente, se trata de analizarlas y aplicarlas para poder aterrizar las ideas, no cometas el error común de querer tener tus ideas solo en tu mente, si no las escribes no las aterrizas y no avanzas.


ProEconomía es un medio digital independiente que se mantiene activo gracias a las donaciones sus colaboradores y lectores.

El proceso tarda unos 30 segundos. Y hace toda la diferencia.



Compartir
Relacionista Industrial. Mentor de negocios, innovación, liderazgo y crecimiento personal. CEO y Fundador de Innovación Gerencial. Creador del modelo de Liderazgo Innovador y el Modelo de Negocios CEO.